Un análisis del libro de Urantia y breve descripción

El libro de Urantia, una obra filosófica y espiritual que nos muestra nuestro origen como seres humanos y relación con Dios. Cuenta nuestra historia y da una perspectiva acerca de cuál podría ser nuestro destino como humanidad.

el-libro-de-urantia-1

Origen

El  libro de Urantia es una obra literaria que revela muchos de los misterios de la ciencia, la humanidad y sobre Jesucristo y nuestra relación con él. Dicha obra fue escrita durante 1922 y 1939, pero publicada por vez primera en 1935 en los Estados Unidos.

Un hecho curioso es que el autor o autores de este libro en la actualidad continúan siendo un misterio sin ser revelado. Existen teorías sobre si este texto fue escrito por criaturas celestiales o “sobrehumanas” a través de un ser humano dormido, pues contiene información muy reveladora, incluso, sobre nuestro destino como humanidad, ¿quién podría manejar esta clase de información?

Por los momentos, el libro de Urantia es un misterio sin resolver, pero que nos ofrece un sinfín de anécdotas y misterios que nos han sido revelados y de los cuales, podemos aprender.

Por supuesto, como todo gran misterio ha generado diversas interpretaciones, tanto espirituales como filosóficas, sin embargo, hay personas que sostienen que el libro de Urantia no es más que una obra de ciencia ficción que ha generado escándalo.

La interpretación debe ser entonces netamente personal y aunque el mensaje sea el mismo este variará de acuerdo a las creencias de cada uno de sus lectores.

“Urantia” es de hecho, curiosamente, el nombre que recibe nuestro planeta en el Libro de Urantia por parte de estos “seres celestiales” y “Urantiano”, es el término empleado (y sinónimo) para referirse a “Terrícola”.

El libro de Urantia ha sido traducido a más de quince (15) idiomas distintos, entre ellos: Español, Coreano, Italiano, Portugués, Rumano, Ruso, entre otros, y existen al menos otros cinco (05) idiomas más a los que espera a ser traducido.

Actualmente, existen millones de copias a nivel mundial, y hasta en formato pdf, perfectamente adaptados a distintos idiomas, aunque la fundación Urantia (sede Illinois) son quienes se han encargado de publicar, traducir y poseen la propiedad de copyright de dicho libro.

Una breve descripción del libro de Urantia

El libro de Urantia continúa siendo un misterio tanto por su contenido como por la interpretación de sus mensajes, pero ¿qué es exactamente el libro de Urantia? ¿qué sabemos de su origen “real”? ¿cuáles son sus enseñanzas? ¿cuál es el papel de Dios y de la espiritualidad en sus textos? ¿qué parte desconocida de la vida de Jesús se hace eco en el libro? Estas son sin duda, algunas de las interrogantes que nos genera e intriga del libro de Urantia.

Quizás, una de las mayores interrogantes es ¿quién se atrevió a publicarlo? Más allá de quién pudo haber sido autor o autores intelectuales. Hay una historia detrás de esto.

El Dr. William Sadler en el cual gira todo el proceso en torno a la revelación, ya que este se enteró acerca de un hombre que hablaba en sueños y como este tenía un interés especial en médiums y canalizaciones no dudo en ir a verle.

Fue un proceso muy largo, pero a partir de ese momento, lo que este hombre decía entre sueños (inicialmente), y luego, se obtuvo de manera escrita, fue lo que dio origen al famoso y misterioso libro de Urantia.

Como mencionamos, se desconoce el autor o autores intelectuales, al igual que la identidad del hombre que sirvió de “transmisor de información” mediante sus sueños.

Estos manuscritos aparecieron cierto día en la casa del Dr. Saldler, sin explicación alguna y con una cantidad de información interesante, pero sin ninguna persona señalada como su autor. De hecho, un suceso curioso es que su publicación fue realizada sin autoría humana alguna.

No se quiso caer en idolatrar a las personas que recibían tales mensajes, sino más bien enfocarse en el mensaje a transmitir como tal. Fue un proceso extenso, atravesó muchas etapas, primero, la recepción de mensajes a través de estos “receptores” que más allá de ello, no eran más que una persona común.

Luego, se fue puliendo mediante documentos textuales y finalmente, el Dr Sandler en ayuda de amigos y pacientes crearon algo llamado “El foro”, el cual entra en escena desde 1923 hasta 1935 donde finaliza la recepción de información.

Esta revelación, ha sido la quinta. Hace muchísimos años atrás, se han ofrecido distintas revelaciones por personajes históricos como Adán y Eva, el mismo Jesucristo y seres de otros mundos. La última parte de este libro hace referencia a la vida de Jesús.

Mientras el libro no fuese publicado los integrantes del foro hicieron un pacto de silencio y no podían hacer comentario alguno sobre lo que ocurría dentro de las reuniones del foro.

El libro de Urantia contiene información sobre, religión, historia, política, sociología, cosmología, ciencia. En realidad, es un libro muy completo y rico en diversidad de temas y misterios, los cuales, se integra perfectamente de manera armónica. Su verdadero valor radica en su contenido, más no en su origen.

Muchas personas afirman que leer el libro de Urantia les ha ofrecido una nueva perspectiva de vida, e incluso, los ha inspirado a servir a la humanidad. Sus textos nos explican de manera divina nuestra relación con Dios desde nuestra naturaleza humana y señala que todos somos hijos de un Dios amoroso, es decir, todos, sin excepción, provenimos de una misma fuente.

el-libro-de-urantia-2

Visión General

El libro de Urantia expresa la historia de nuestra creación desde el origen de nuestro planeta, la historia de la vida de Jesús con datos reveladores, el universo y mucho más. Desarrollaremos entonces cada parte contenida en este libro misterioso de 2037 páginas, formado por un prólogo y ciento noventa y seis (196) documentos distribuidos en cuatro (4) partes.

¿Qué es el libro de urantia?A pesar de que es un libro “actualizado” para la época (año 1935 aproximadamente) no deja de contener datos muy reveladores sobre el curso que debería seguir la humanidad, por ejemplo.

Si algo llama la atención del libro de Urantia cuando se lee por primera vez es el nivel de coherencia que este posee y las continuas reflexiones que nos invita a realizar, aunque no lo exprese textual y literalmente.

El propósito principal del libro de urantia es la salvación de las almas, y el segundo motivo es “iluminar” nuestra mente humana.

Los seres humanos poseen una pobreza conceptual, por ello, el libro de urantia inicia definiendo conceptos importantes y que generan confusión en ocasiones como Divinidad, deidad, entidad, creadora, Dios, entre otros, al igual que ciertas descripciones con gran cantidad de detalles, debido a que serán desarrollados a lo largo de los distintos documentos, y la idea no es generar pausas o vacíos que impidan entender los mensajes que dese desean transmitir.

Dios y deidad, la fuente divina, el inicio de todo, por ello, no resulta descabellado que este libre inicie también mostrándonos las causas y luego las consecuencias, primero Dios, luego el hombre, y así sucesivamente.

Sin duda, es un libro para leer con la mente totalmente abierta. Abierta a nuevas ideas, nuevos conceptos, y hasta nuevas definiciones de lo que creemos como “verdadero, tocando temas y removiendo nuestras fibras al hacer mención de conceptos como finito lo absoluto o lo absonito, lo perfecto e imperfecto desde una perspectiva nunca antes vista.

Hablan también sobre el ser humano como una dualidad entre lo perfecto y lo imperfecto; ¿qué entendemos por cada uno de estos conceptos? ¿estamos abiertos a esta forma distinto de percibirnos a nosotros mismos?

Otro ejemplo es cuando tocan el tema de Dios. El libro expresa que Dios no es un ser infinito y todo poderoso, capaz de controlar tiempo o espacio, o una deidad infinita como lo relatan textos sagrados, sino más bien una consecuencia de una deidad infinita. Y así, prosiguen con distintos temas, para los cuales, no cualquiera está abierto o preparado.

Sin embargo, debemos agradecer a la cosmología urantiana por facilitarnos el entendimiento de conceptos complejos y profundos mediante explicaciones sumamente detalladas, esto, hasta cierto punto, contrasta las diversas afirmaciones que nos muestran.

el-libro-de-urantia-3

Primera Parte: El universo central y los superuniversos

Esta primera parte el libro de urantia describe al Padre Universal, como fuente primera, centro de todas las cosas y seres que habitan en la creación. También expresa y describe al hijo como “eterno” y el espíritu santo como “infinito”.

Para poder entender esto es necesario comprender los conceptos y términos descritos anteriormente en el prólogo. Empezando entonces desde “la fuente” Dios es visto primero como creador de todo y de todos, luego, como un controlador, pues, fue él quien nos dio la vida y controla hasta cuándo disfrutaremos de este mundo.

Y finalmente, es plasmado como un sustentador infinito, es decir, ese ser que nos provee por toda nuestra vida lo que requerimos, de manera amorosa y dispuesto a perdonarnos y recibirnos como cualquier padre lo haría.

Dios es entonces un “Padre universal”, un Dios único y no un “conjunto de dioses”, que controlado todo lo que ocurre o deja de ocurrir tanto en nuestra vida como la vida de cualquier otro ser creado por este y que habite la tierra.

Sin embargo, también se habla sobre el universo, los superuniversos y diversas personalidades elevadas, incluyendo nuevamente conceptos que nos permiten entender las órdenes de espíritus que fungen como “ministros” de estos superuniversos, entre otros temas más.

Segunda Parte: El universo local 

El libro de urantia, en esta segunda parte nos describe ¿cómo fue la formación y posterior creación del universo local? Y entramos en conceptos interesantes como “Madre del universo”, “Hijos del Universo”, implantación y portación de vida, ¿significarán lo mismo? ¿a qué hacen referencia?

¿Sabian que existen lo que ellos denominan com “Adanes y Evas del Universo? Y por supuesto, a pesar de estos mundos finitos e infinitos, mortales e inmortales, la rebelión de lucifer (el maligno) se hace presente en estos documentos.

¿Épocas planetarias? ¿Huestes seráficas? ¿Mundos habitados? ¿Unidad universal? Son conceptos que también incluye esta segunda parte del libro.

Tercera Parte: La historia de Urantia 

Describe la historia y un análisis sociológico, geográfico y cultural de nuestro planeta tierra muchísimo antes de que existiese el sistema solar, y nos lleva de a poco, de manera coherente e interesante, hasta la época en la encarnó Jesús de Nazaret, presentándonos de manera sucesiva el proceso de nuestra propia evolución.

Algunos temas que se tocan en esta parte del libro incluye desde la rebelión planetaria, la falta de adán y Eva, ¿cuáles fueron las consecuencias de sus acciones? ¿cuál era la revelación que había tenido Eva y a la cual decidió desobedecer?

El control de la evolución, el origen de los pensamientos. El matrimonio y como este ha ido evolucionando a lo largo de la historia.

¿Cómo fue el proceso evolutivo de las razas de color? ¿cuáles son los verdaderos orígenes de la adoración? ¿Qué significa ser supremo? Y muchos temas más que nos muestras de dónde venimos y hacia dónde vamos, ¿cómo evolucionaron nuestros pensamientos y creencias? Y toca una vez más el concepto de deidad, pero incluye ahora “la realidad” y los “ajustadores de Pensamiento”.

Cuarta Parte: La vida y las enseñanzas de Jesús

Nos relata año tras año como fue (en su totalidad) la vida completa y detallada de Jesús, desde antes de nacer, pasando por sus enseñanzas, obras y finalmente la muerte, ¿cuáles son esos “secretos” que nos han escondido hasta ahora? ¿cuáles verdades nos han sido negadas o adaptadas a la conveniencia del ser humano?

Por supuesto, incluye capítulos como: el nacimiento, la infancia y adolescencia de Jesús de Nazaret, ¿cómo fueron esos años de transición para él? ¿Qué ocurrió realmente cuando se aisló esos largos cuarenta (40) días?

¿Qué representan los doce (12) apóstoles? ¿quién fue Juan Bautista? La traición, arresto, crucifixión y periodo de tumba y resurrección de Jesús, nos hace cuestionarnos ¿realmente nos han dicho toda la verdad sobre él?

Si crees que la respuesta es no y que existen muchos misterios encerrados antes, durante y después de su muerte, en definitiva, debes tomarte un momento para hojear con la debida atención que se merece, y con la mente abierta y dispuesta y dejar que el libro “ilumine” tu mente, ofreciéndote nuevas, jugosas y divinas perspectivas, de aquellos que han vivido a lo largo de esta creación y que decidieron contarnos una parte de nuestro origen, o mejor dicho, nuestro verdadero origen.

Contenido teológico y cosmológico

El Libro de Urantia guarda algunas similitudes con el cristianismo, en el sentido que define a Dios como “trino”, pero también, nos amplia la visión al mostrarnos a un Dios motivado por el amor y el bienestar de cada una de sus criaturas que habitan el mundo, ese mundo que él creó y que ahora controla, pero también sostiene. ​

Expresa también que Dios, es ante todo un “Padre”, y como tal, la definición de “amor” más “correcta” sería como ese deseo desbordado de “hacer el bien”.

Para nada, el libro de urantia representa extensión del cristianismo, mucho menos es un dogma, simplemente pretende ampliar nuestra mete y comprensión de la vida y de nosotros mismos. Nos permite entender nuestra evolución, procesos y maneras de pensar. Sin duda, es un antes y un después, que marca una vez nos decidimos a leerle con la debida importancia que requiere.

A pesar de que afirma que como existe un padre, existe una Madre, en este caso María es una especie de “madre espiritual”, sin embargo, niega dogmas cristianos como “la virginidad de María”, el infierno, el pecado original, o la resurrección de la carne, por poner unos ejemplos, y ofrece estas como simplemente explicaciones teológicas o posturas religiosas para controlar masas, y generar doctrinas que permitan controlar a pueblos.

En cuanto al universo nos muestra cómo fue creado, cual ha sido su evolución y que tan inmenso, extenso e “infinito” puede ser dentro de siete (7) “supercreaciones” de tiempo y espacio”. Entender todo esto puede resultar un poco complejo, por lo que es importante prestar atención a los detalles y conceptos.

También, hace referencia que dichas “supercreaciones” fueron hechas a imagen de diversas pero posibles combinaciones trinas: padre, hijo y espíritu, en los cuales, se plasma un escenario posible ante cada uno de ellos, una realidad muy distinta a la otra, por decirlo de manera más simplificada.

Nos relata además, como existen además de estos “superuniversos”, algo conocido como “espacio exterior”, donde existe materia, más no vida, y cada materia es entonces “contenida y potenciada” un poco más que la anterior.

El Libro de Urantia mantiene que cada ser humano que habita este planeta y cuya mente puede ser considerada “normal” a partir de los seis (6) años de edad es capaz de tomar decisiones morales por sí mismo, bastante contrario a la creencia que tenemos que un niño, incluyo de mayor edad aun “no es capaz” de tomar decisiones por sí mismo ya que no es totalmente consciente de la realidad, o incapaz de identificar o comprender sus emociones y sentimientos.

Una vez más vemos como este documento extenso no para de ofrecernos perspectivas distintas, o incluir, creencias “nuevas”, y no es que sean nuevas realmente, sino que estamos adoctrinados y condicionados para creer, pensar, actuar y hasta sentir de cierta manera. Si lo vemos desde un punto de vista más objetivo, podemos decir que estamos casi “programados” para seguir un camino y creer como verdades aquello que los mayores o “personas importantes” (obispos, sacerdotes, entre otros) nos han dicho.

El pecado es definido como la “oposición consciente y voluntaria a la voluntad del Padre”, léase bien, oposición consciente y voluntaria, pero como es posible “oponerse” a una voluntad que nos dice que podemos actuar de manera libre. Como podemos imaginar oponernos a la voluntad de Dios cuando este nos ha hecho a su imagen y desea que seamos “libres y felices”, ¿no supone esto entonces una contradicción?

Por supuesto, las religiones nos motivan y promueven el “no cuestionar” y someternos a la voluntad de Dios, pero, quizás, ¿será solo una manera de someternos a sus propias voluntades?

El Libro de Urantia nos ofrece un camino muy extenso de reflexión, perfección, nueva consciencia si se quiere, para entender mejor a este mundo, entendernos mejor a nosotros mismos y a nuestras experiencias personales, para entonces poder “transformar” nuestro espíritu antes de “alcanzar al padre”.

Citas Interreligiosas

«No hay sino un Dios, el Padre infinito [1 Corintios 8:6], quien también es un Creador fiel [1 Pedro 4:19]. El Creador divino es también el Ordenador Universal [Atharva Veda 13.4.3,12,20], la fuente y destino de las almas [Brihad-Aranyaka Upanishad 3.9.1,10]. Él es el Alma Suprema [Bhagarata Purana 11.18.32], la Mente Primordial [Bhagavad Gita 10.12,13,1,16], y el Espíritu Ilimitado de toda la creación [Vishnu Purana 1.1.35].

El Gran Controlador no comete errores [Shi Jing 3.3.3.12.8-10]. Él resplandece en majestad y gloria [Corán 57:3]. Dios el Creador está completamente exento de temor y enemistad. Es inmortal, eterno, existente por sí mismo, divino y magnánimo [Japji, preámbulo]. ¡Cuán puro y hermoso, cuán profundo e insondable es el excelso Antecesor de todas las cosas!

[Tao-Te-King 4.2,1] El Infinito es más excelente por lo que él se imparte a sí mismo a los hombres [Tao-Te-King 41,3]. Es el principio y el fin, el Padre de todo propósito bueno y perfecto [Yasna 31.8]. Con Dios todas las cosas son posibles [Mat. 19:26]; el Creador eterno es la causa de las causas [Vishnu Purana 1.1.35].»

En el párrafo anterior, han sido citados libros de varias religiones, ¿puedes identificarlas? Unos quizás sí, pero otros no. Lo importante de todo esto es entender entonces que la mayoría de las religiones (por no decir todas) parecen compartir un mismo camino: el amor de Dios hacia nosotros.

Y nos relata cómo incluso una vez que hemos abandonado nuestro cuerpo físico nuestra alma permanece siempre inmortal, libre, disfrutando de la inmensidad del universo en toda la extensión de la palabra.

Símbolo

El símbolo de los tres (3) círculos concéntricos surge a partir del relato contenido por el libro de Urantia, es en emblema de santidad que representa universalidad, infinidad y eternidad del universo.

Críticas

Una de las críticas más notorias y recibidas es debido a su publicación y actualización en la época de los años 50’.

Algunos críticos conocidos como Martin Gardner (principal critico) y autor del libro «Urantia, ¿Revelación divina o negocio editorial?» afirma que el libro de urantia no ha representado una mayor influencia en la actualidad, y que además, carece de fundamentos tanto teológicos como científicos.

Y señala, que sus conceptos no poseen un origen divino, sino humano, y por tanto, ha podido ser adaptado y ajustado a conveniencia de estos.

Como todo en esta vida, unos creen, otros no, pero la intención de este y cualquier otro libro o documento es ofrecernos un mensaje, depende de cada uno, de un modo personal que pueda aprovechar y aplicar en su vida. En ningún momento el libro expresa que debemos adoptarle como dogma, simplemente, nos hace cuestionarnos sobre muchos temas y reflexionar sobre ello.

¿Te gustó este artículo? Te invitamos a leer y disfrutar de los siguientes artículos:

Religión de Estados Unidos

Amoris Laetitia resumen

Imagen y semejanza de Dios

Contradicciones de la Biblia

(Visited 1.661 times, 1 visits today)

Deja un comentario

DARIO