Aprende como se hace la Letanía de los santos y las virgenes

Letanía de los santos Es un tipo de plegaria diferente en la cual muchos fieles confían para obtener ciertos favores en cuestiones de salud y bienestar, conoce cómo se realizan a través de la lectura del siguiente artículo.letanía de los santos

Letanía de los santos

Consiste en un tipo de culto cristiano católico que tienen su descendencia de las tradiciones Judías de comienzos del siglo I, se utiliza en diversas procesiones y servicios religiosos con el objeto de solicitar peticiones a través de cortas  plegarias.

Estas oraciones se componen de una serie de invocaciones a los santos de manera muy corta, las personas recitan o cantan una pequeña frase espiritual y el resto de los fieles contestan otra frase relacionada con la misma petición, afianzando la petición.

Las letanías a los santos tienden a nombrar a muchos santos que comprenden la iglesia católica, generalmente una persona recita y el resto seguidamente va contestando, existen varias letanías dedicadas a los santos, en este artículo abordaremos sólo las más importantes.

Letanías dedicadas a la virgen

Generalmente están dedicadas a toda la presencia de la virgen María en la tierra, se intercede ante ella para solicitar a Dios los favores respectivo su contenido es el siguiente, Se hace una pequeña plegaria de introducción:

“Señor, ten piedad. Cristo, ten piedad. Señor, ten piedad. Cristo, óyenos. Cristo, escúchanos. Dios, Padre celestial, ten piedad de nosotros. Dios, Hijo, Redentor del mundo, Dios, Espíritu Santo, Santísima Trinidad, un solo Dios”.

“Santa María, ruega por nosotros. Santa Madre de Dios, Santa Virgen de las Vírgenes, Madre de Cristo, Madre de la Iglesia, Madre de la divina gracia, Madre purísima, Madre castísima, Madre siempre virgen, Madre inmaculada, Madre amable, Madre admirable, Madre del buen consejo, Madre del Creador, Madre del Salvador, Madre de misericordia”.

“Virgen prudentísima, Virgen digna de veneración, Virgen digna de alabanza, Virgen poderosa, Virgen clemente, Virgen fiel, Espejo de justicia, Trono de la sabiduría, Causa de nuestra alegría, Vaso espiritual, Vaso digno de honor, Vaso de insigne devoción”.

“Rosa mística, Torre de David, Torre de marfil, Casa de oro, Arca de la Alianza, Puerta del cielo, Estrella de la mañana, Salud de los enfermos, Refugio de los pecadores, Consoladora de los afligidos, Auxilio de los cristianos, Reina de los Ángeles”.

“Reina de los Patriarcas, Reina de los Profetas, Reina de los Apóstoles, Reina de los Mártires, Reina de los Confesores, Reina de las Vírgenes, Reina de todos los Santos, Reina concebida sin pecado original, Reina asunta a los Cielos, Reina del Santísimo Rosario, Reina de la familia, Reina de la paz”.

“Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo, perdónanos, Señor. Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo, escúchanos, Señor. Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo, ten misericordia de nosotros. Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios. Para que seamos dignos de las promesas de Cristo”.letanía de los santos

Concluye la letanía diciendo esta pequeña oración:

“Te rogamos nos concedas, Señor Dios nuestro, gozar de continua salud de alma y cuerpo, y por la gloriosa intercesión de la bienaventurada siempre Virgen María, vernos libres de las tristezas de la vida presente y disfrutar de las alegrías eternas. Por Cristo nuestro Señor. Amén”.

Letanía general a los santos

Esta letanía es directamente utilizada para solicitar favores a los santos más importantes de la iglesia, esta letanía de los santos se realiza entre varias personas que pueden congregarse en una capilla o iglesia durante algún ceremonial importante de su iglesia, o simplemente en cualquier momento de necesidad. La oración dice así:

Señor ten piedad de nosotros, Cristo ten piedad de nosotros, Señor ten piedad de nosotros, Cristo óyenos, Cristo escúchanos, Dios Padre celestial, ten piedad de nosotros, Dios Hijo Redentor del mundo, ten piedad de nosotros”.

“Dios Espíritu Santo, ten piedad de nosotros, Trinidad santa un solo Dios, ten piedad de nosotros, (esta parte se repite) y continúa con los siguiente

“Santa María, Santa Madre de Dios, Santa Virgen de las vírgenes, San Miguel, San Gabriel, San Rafael,           Ruega por nosotros. Todos los santos ángeles y arcángeles, -Todos los santos coros de los espíritus bienaventurados Rogad por nosotros. San Juan Bautista, San José, Ruega por nosotros”.

“Todos los santos patriarcas y profetas, Rogad por nosotros. San Pedro, San Pablo, San Andrés, San Juan, Santo Tomás, Santiago, San Felipe, San Bartolomé, San Mateo, San Simón, San Tadeo, San Matías, San Bernabé, San Lucas, San Marcos, Ruega por nosotros”.

“Todos los Santos apóstoles y evangelistas, Todos los Santos discípulos del Señor, Todos los Santos inocentes, Rogad por nosotros. San Esteban, San Lorenzo, San Vicente, Ruega por nosotros. San Fabián y San Sebastián, San Juan y San Pablo, San Cosme y San Damián, San Gervasio y San Potasio”.

“Todos los santos mártires, Rogad por nosotros. San Silvestre, San Gregorio, San Ambrosio, San Agustín, San Jerónimo, San Martín, San Nicolás, Ruega por nosotros. Todos los santos obispos y confesores”,

“Todos los santos doctores, Rogad por nosotros. San Antonio, San Benito, San Bernardo, -Santo Domingo, San Francisco, Ruega por nosotros”.

“Todos los santos sacerdotes y levitas, Todos los santos monjes y ermitaños, Rogad por nosotros. Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, Perdónanos, Señor.

“Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, Escúchanos, Señor.

“Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, Ten piedad de nosotros.

“Cristo, óyenos, Cristo, escúchanos, Cristo, ten piedad de nosotros, Señor, ten piedad de nosotros”, (Se repite).

La Letanía concluye con el rezo de un padrenuestro.

Algunos fieles tienden a incluir plegarias  cortas nombrando diversas  santas y vírgenes, también profesas alabanzas a Dios y Jesucristo.

Letanía a los santos corta

“Señor, ten piedad. Cristo, ten piedad. Señor, ten piedad. Santa María, Madre de Dios, San Miguel, Ruega por nosotros. Santos Ángeles de Dios, Rogad por nosotros. San José, San Juan Bautista, Ruega por nosotros. Santos Pedro y Pablo, Rogad por nosotros.

“Muéstrate propicio, De todo mal, De todo pecado, De la muerte eterna, Por tu encarnación, Por tu muerte y resurrección, Por el envío del Espíritu Santo, Líbranos, Señor. Nosotros, que somos pecadores, Jesús, Hijo de Dios vivo, Te rogamos, óyenos. Cristo, óyenos, Cristo, escúchanos, amén.

Se concluye igual rezando un padre nuestro.

Amplía esta información espiritual haciendo click en los siguientes enlaces:

Letanías al niño Dios

Misterios Dolorosos 

 Oración a San José 

 

 

(Visited 14 times, 1 visits today)

Deja un comentario