Perdonarse a uno mismo, conoce su importancia

Cuando se vive malgastando energía en recordar sucesos negativos de nuestra vida, es mucho mas difícil lograr nuestros sueños y vivir plenamente, en esto radica la importancia de perdonarse a uno mismo y a los demás.

perdonarse a uno mismo

Estos sentimientos negativos te mantienen atrapado en un estado mental negativo, muchas veces de manera inconsciente, que no le permite avanzar y prosperar.

En este articulo le brindamos información interesante referente al tema, que puede hacer una gran diferencia en su vida. No deje de leerlo.

Perdonarse a uno mismo

Actualmente hay una gran cantidad de material e información sobre el perdón, pero a pesar de esto, muchos no entienden por qué necesitan perdonarse y perdonar, pero sobre todo perdonarse a sí mismos.

A primera vista, parece que el perdón es relevante solo para otras personas, y en general no hay nada para perdonarte a ti mismo, excepto por situaciones serias, que por alguna razón involucran culpa.

Es importante que tratemos de descubrir cómo perdonarnos y por qué necesitamos hacer esto, porque será un cambio trascendental en nuestras vidas.

perdonarse a uno mismo

La autoaversión

La aversión se define como el rechazo, repugnancia o desprecio hacia algo. Cuando hablamos de autoaversión se hace referencia al odio a sí mismo.

A lo largo de la vida, nos encontramos con diferentes personas que de alguna manera nos influyen con sus acciones y actitudes.

La causa mas común suele ser el trato desde la infancia. Cuando nos percibimos a nosotros mismos a través de la actitud de los padres, se acumulan una serie de reclamos sobre nosotros mismos.

Si los padres criticaron y compararon al niño con otros niños, entonces ya hay actitudes negativas en él.

Como resultado, en la edad adulta, nos parece que somos peores que otros, no lo suficientemente buenos y, por lo tanto, no merecemos ser felices.

perdonarse a uno mismo

Nos limitamos a marcos inventados y constantemente escuchamos el crítico interno con el que debemos luchar constantemente, prohibiéndonos ser nosotros mismos, ajustándonos a quienes nos rodean.

Nos reprochamos los errores, no aceptamos nuestros defectos y gradualmente cultivamos un sentimiento de culpa que requiere mucha energía.

Con el tiempo, nos sentimos insultados por los demás, con o sin razón, a quienes generalmente juzgamos  mal, en nuestra opinión, por sus acciones hacia nosotros.

No aceptamos las deficiencias de otras personas de la misma manera que las nuestras, acumulando enormes cargas negativas al respecto.

Todo esto se instala en nuestro cuerpo en forma de bloqueos emocionales y, al no tener salida, provoca una sensación de depresión y contribuye al desarrollo de enfermedades.

perdonarse a uno mismo

¿Por qué es necesario perdonarse?

Aprender a perdonarse a uno mismo es crucial para convertirse en una persona sana y feliz.

Esta es la única forma de amarte a ti mismo con amor incondicional, de aceptarnos a nosotros mismos como somos, con todos los defectos y virtudes, con nuestras características.

Perdonando, nos liberamos automáticamente de todas las emociones negativas en relación con nosotros mismos, abrimos nuevos caminos y optamos por otros recursos que nos hagan la vida más fácil y feliz.

¿Que nos da el tan necesario perdón?, pues es muy simple:

Aceptar las situaciones que vives, dejando de lado las expectativas incumplida, lo que abrirá otras posibilidades cuya energía está bloqueada por el sentimiento de culpa.

La recomendación es deshacerse de todas las expectativas pasadas y dejar de culparse por todo lo que no se ha hecho realidad en la vida.

Dejar de lado sus sueños incumplidos y concentrarse en lo que ahora está disponible para usted.

Aprende a aceptar tus debilidades y no juzgarte severamente por ellas, es necesario dejar de reprocharte a ti mismo.

Ser tolerante con otras personas, al aceptarlas por lo que son no vivirás nervioso, preocupado u ofendido por su comportamiento. Los conflictos se detendrán, la vida se volverá mucho más fácil.

Cuando ha logrado perdonarse a sí mismo por los errores, aprenderá a percibirlos como lecciones en el camino de su crecimiento espiritual, deje de criticarse constantemente por sus debilidades, más bien ayúdese a superarlas.

Con el tiempo, aprenderá a sentirse agradecido por todas las pruebas que lo ayudaron a convertirse en usted mismo, porque somos el resultado de nuestras vivencias.

Perdonarse a uno mismo implica que puedes aceptarte y amarte a ti mismo sin ninguna condición. Descubra que tiene la oportunidad de ser feliz, de crecer y realizarse, de conocer personas que también le amarán.

Después de todo, las relaciones armoniosas con los demás comienzan con el amor propio. Como regla general, las relaciones con los demás reflejan nuestra actitud hacia nosotros mismos.

Esta es solo una pequeña parte de cómo mejorará su vida después del perdón, sin contar la contribución a su salud.

Entre otras cosas, la eliminación de bloqueos emocionales previene el desarrollo de enfermedades peligrosas, incluido el cáncer.

Por lo tanto, cuanto antes se involucre en el perdón, antes se liberará de la carga de negatividad acumulada y descubrirá mucha energía en usted.

¿Cómo perdonarse a uno mismo?

Hay muchas formas de perdonarse a uno mismo. Por ejemplo, cambia tu pensamiento sobre ti.

Para hacer esto, entienda que usted es único y que no hay otra persona en la Tierra igual a usted, sus defectos son una parte integral de su personalidad, junto con tus virtudes.

Los errores que comete le ayudan a aprender ciertas lecciones de vida, por las que estás destinado a pasar.

Si hizo algo mal en el pasado, entonces simplemente no sabía qué podría ser diferente y actuó de acuerdo con sus ideas en ese momento.

Esta situación finalmente lo llevará al crecimiento, mostrando el posible camino correcto. Por lo tanto, puede perdonarse a sí mismo por el pasado y deshacerse de la culpa.

Sin embargo y desafortunadamente, este método no es adecuado para todos, ya que no todas las personas pueden aceptar estos argumentos.

Para resolver los bloqueos emocionales, puede contactar a un psicólogo, la ayuda profesional es importante, el uso de ciertas terapias y técnicas psicoterapéuticas dan buenos resultados para el perdón.

Además, hay muchas técnicas de perdón para la autoaplicación, incluidas meditaciones de perdón, oraciones y algunos ejercicios especiales.

Todos los métodos tienen sus ventajas y por supuesto sus desventajas. A menudo las personas no están dispuestas a pasar mucho tiempo realizando terapias o ejercicios de perdón, sin ver resultados rápidos y específicos.

Sin embargo, recuerde que todo tiene su ritmo, así que no todo puede ser rápido y efectivo, ya que depende de la técnica y de cada personalidad

Le sugerimos que recuerde estos consejos que pueden ayudar a solucionar en gran parte su situación:

1. Reconoce y acepta ese lado imperfecto u oscuro de su personalidad

Cuando mencionamos que debe aceptar su lado oscuro, nos referimos a esa parte de la personalidad que le resulta difícil de reconocer porque no le gusta.

Por ejemplo: no le agrada la forma en que se ve, no quiere admitir que le resulta difícil controlar la ira,  tiene un estilo de vida poco saludable, lleva una vida que oculta su verdadera personalidad o que odia su trabajo.

Aceptar ese lado imperfecto significa aceptarse a sí mismo como un todo, con todas las ventajas, desventajas y características ambiguas.

Su imperfección no disminuye su dignidad humana, simplemente lo hace una persona única y diferente, y debe amarse con todas sus características.

2. Sea honesto consigo mismo

Cuando acepta su lado “imperfecto”, simplemente se vuelve honesto con usted.

Esto le permite disfrutar tanto de sus defectos como de sus virtudes, disfrutar de la humanidad que le hace una persona única, hermosa y especial.

Ser honesto con usted significa regocijarse por sus buenas acciones, esas que hacen que el mundo sea un poco mejor.

Pero también es importante reconocer que a veces no puede cumplir con las expectativas, suyas y  de los demás.

Ser honesto con uno mismo es escuchar emociones y sensaciones  en el cuerpo, tanto agradables como desagradables.

3. Aprenda de los errores

Tenga presente que errar  puede ser una oportunidad para el crecimiento y el desarrollo, puede representar una nueva oportunidad.

Al evaluar un desacierto piense en lo que podría hacer de manera diferente, piense en lo que le ha pasado, vea todo como una nueva experiencia, nuevas herramientas que pueden ser útiles en el futuro.

4. Pide perdón a quienes ha herido

Es imposible vivir una vida sin lastimar a alguien, sin embargo cuando se requiere de pedir una disculpa de forma sincera y honesta.

Pero recuerde que debe pedir disculpas solo por lo que realmente tiene la culpa y no por complacer a alguien. Puede que una persona no está satisfecho con algo, pero esto no significa que usted sea responsable de tal situación.

5. Recuerde sus buenas obras

Los seres humanos no se pueden dividir en buenos o malos, pues eres una persona completa, mundo entero de emociones, sensaciones, pensamientos y experiencias espirituales.

Aun cuando se han cometido errores y estamos conscientes de nuestro lado menos agradable, es importante recordar siempre todo lo mejor que haya hecho por los demás y por el mundo en general.

Note sus buenas obras y alégrese con la energía de la bondad. No debes considerar que sus obras sean grandes o pequeñas, son algo insignificante.

Cada pequeña cosa hace que el mundo sea un poco mejor, porque: “A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara esa gota”. Madre Teresa de Calcuta.

6. Descubre que rituales o técnicas te ayudan a sentirte mejor contigo mismo y perdonarte

Muchas personas que pertenecen a una religión, encuentran en ella un determinado ritual que les ayuda a sentirse mejor consigo mismo.

Por ejemplo en el cristianismo, existen los sacramentos, que  ayudan a los creyentes a reconocer su imperfección, mientras les recuerda que todavía son amados.

Existen muchas personas que consideran que los rituales le ayudan a conciliar con su naturaleza y dar sentido a los éxitos y fracasos de la vida.

Sin embargo y para aclarar, si usted no pertenece a ninguna religión, esto no quiere decir que no se identifique con algo que le permita reconciliarse con usted mismo, animarse y perdonarse.

Los rituales no tienen que ser complicados, asuntos simples como una cena familiar diaria, en la que todos hablan y se cuentan cómo fue su día; compartir paseos con amigos y parientes, etc.

Muchas personas al sentirse parte de algo más grande, logran reconciliarse con ellos mismos, reflejando su naturaleza humana con todo su esplendor e imperfección.

7. Sea su amigo

Existen algunas  herramientas que le permiten ayudarlo a aceptar conscientemente su realidad,  a nivel del cuerpo, el corazón y la mente.

Intenta encontrar alguna que se ajuste a usted, un método que pueda ayudarlo a aprender el perdón y darse cuenta de sus debilidades potenciales.

Más importante aún, una  técnica que lo ayudará a conocerse mejor y salir de su zona de confort.

Algunos especialistas recomiendan el método del eneagrama, una especie de mapa de personalidad, que permite conocerse a si mismo, clasificando la personalidad en nueve eneatipos (tipos de personalidad).

8. Cuide su cuerpo

Es muy importante que valor, ame y cuide su cuerpo. Coma bien y haga ejercicio.

Comience por calificar su estilo de vida, contestando esta simples preguntas:

  • ¿Comes comida saludable?
  • ¿Come en exceso?
  • ¿Es físicamente activo?
  • ¿Te importa tu mente? ¿Le das oportunidad de descansar?
  • ¿Has tratado de meditar?

Hay una gran variedad de estilos y técnicas de meditación, por ejemplo la llamada oración contemplativa, porque no requiere liberar completamente la mente y aquellos de mente inquieta optan por ella pues les es mas fácil alcanzar la paz interior.

Otra técnica similar es la meditación consciente, la conciencia te enseña a concentrarte en lo que está sucediendo en el mundo interior.

9. Recuerde que es parte de algo más grande

Si le agrada más sentirse en comunidad, pues simplemente acuda a  una comunidad religiosa: una iglesia, templo, mezquita, sinagoga, etc.

Lo más importante, es que si la comunidad le ayuda a no sentirse solo en sus experiencias, pues acuda a un lugar que le agrade.

Si no eres religioso, cualquier acción que te acerque a los demás te ayudará, por ejemplo compartir las alegrías simples de la vida con los seres queridos, ayudar a los mas necesitados, etc.

Ejercicios para aprender a perdonar

Ya sabe lo importante que es perdonarse a uno mismo para poder ser feliz, avanzar y progresar. Sin embargo aun sabiendo los beneficios que esto trae, a muchas personas se les hace difícil perdonarse y perdonar.

Pero todo es cuestión de decidirse y practicar el perdón, cuanto antes mejor, por esta razón le sugerimos algunos ejercicios que le pueden facilitar esta tarea:

1-Escriba una lista de las cosas que quiero perdonarme y los sentimientos que quiero soltar, al menos diez y trabaje en uno el primer día.

Al día siguiente sume el segundo de la lista, por lo que trabajaría en dos y así sucesivamente, hasta que complete la lista.

Recuerde pensar siempre como perdonar una determinada situación me beneficiará y como perdonarme por algo en particular beneficiará a los demás. Eso servirá de motivación.

2-Realizar afirmaciones que le ayuden a limpiar su mente de pensamientos negativos y educar  su cerebro a pensar diferente, en positivo, para así vivir y actuar en positivo.

Algunos ejemplos de afirmaciones para perdonarse a uno mismo:

  • “Me concedo el don de librarme del pasado, me adentro con júbilo en el ahora.”
  • “Estoy dispuesto a curarme. Estoy dispuesto a perdonarme. Estoy dispuesto a perdonar. Todo está bien.”
  • Me libero de la pesada carga de la duda, la vergüenza y la culpa”
  • “El perdón es un regalo que me hago a mí misma. Se me hace fácil y gratificante perdonar”.

3-Medita, esta práctica es ideal para cuidar el espíritu y la mente, permitiendo observar la vida más objetivamente, sin juzgar y sin tanto estrés, lo que te acerca a la felicidad.

Ciertamente existen varios tipos de meditación, por ejemplo esa donde eres conscientes de tu entorno o de algo en particular, ya sea un objeto o en su propia respiración.

También existen meditaciones guiadas, aquellas que se llevan a cabo con la ayuda o apoyo de una persona que conoce sobre esta práctica, dando las indicaciones correspondientes y acompañando el proceso.

Poniendo en practica la meditación nos permite liberar la negatividad y darle atención a lo bueno, enfocándonos en el amor, la felicidad, la paz, la tranquilidad, la prosperidad, la generosidad y por supuesto, perdonarse a uno mismo.

Comprométase y evite las quejas

En la gran mayoría de los casos la dificultad de perdonarse a uno mismo radica en la negligencia y la falta de propósito.

Muchas personas simplemente deciden no hacer nada positivo y se enfrascan en las quejas. Quejarse es mucho peor que no hacer nada.

Es por es que debe iniciar estableciendo el firme y sano compromiso de hacer todo lo que debe y esté a su alcance para estar y sentirte bien.

Es muy cierto que esto puede tomar tiempo, pero vale la pena. La vida es una aventura llena de cosas bellas que esperan por usted, por lo tanto no tiene sentido lleno de pesares y lamentaciones que usted puede cambiar.

Asuma que tiene responsabilidad en sus errores, pero no se victimice. Todos las personas en el mundo atravesamos en algún momento circunstancias difíciles y adversas, pero la felicidad consiste en superarlas y continuar el camino.

Actúe ahora mismo y tome las medidas necesarias para superar ese obstáculo que lo separa de su felicidad y realización personal. Sentirse bien consigo mismo y con su entorno es importante, nada como estar en paz.

Si le gustó este articulo, no dude en consultar otros de este que son igualmente buenos:

Oración por la paz del mundo

Oración de perdón

Mensajes del papa a los jóvenes 

 

(Visited 546 times, 1 visits today)

Deja un comentario

DARIO