¿Cuáles son las obras de la misericordia de los católicos?

¿Cuáles son las obras de misericordia?, representan un tema de suma importancia para la Iglesia católica, existen muchas acciones de bondad y amor que todos los días los creyentes y  fieles realizan por todo el mundo, conoce estas obras leyendo el contenido de este artículo.cuales son las obras de la misericordia

¿Cuáles son las obras de misericordia?

Se consideran  todas las acciones llenas de caridad que cualquier persona sin distingo de cultivo religiosa realiza para ayudar a otras personas,  en el caso que nos corresponde, las obras de misericordia se establecen de dos tipo, Espirituales y corporales

Dentro de las acciones de estas obras se maneja el concepto de realizar acciones que tocan el espíritu de la persona que lo recibe, es decir, se aconseja, se enseña se consuela y se conforta al afectado, están comprendidas dentro del tipo espiritual.

Por otro es importante saber que son las obras de misericordia de tipo corporal son aquellas donde las acciones están dirigidas a dar de comer, curar enfermedades, limpiar heridas, quitar la sed, vestir a los desnudos etc. la limosna se considera una acción de misericordia aparte de las nombradas anteriormente, pero se establece como una acción de caridad fraternal.

Todo creyente católico debe establecer durante el tiempo de jubileo, sobre qué acciones de tipo espiritual y corporal debe llevar a cabo durante ese periodo, estas acciones despiertan la conciencia de cualquier ser humano, observar la realidad de los más necesitados, permite abrir y ablandar el corazón de muchos.

Los pobres son los privilegiados de la gracia divina, y las obras tienen que ser dirigida con la bondad de Dios. El mayor ejemplo de estas acciones deben ser incentivada también en los jóvenes, de manera que desde muy temprana edad las obras de misericordia para niños,  representen también un elemento de enseñanza en sus quehaceres diarios así  puedan aprender con respecto a las obras de Jesús.

En este artículo mostraremos todas las obras de misericordia que todo cristiano debe llevar cabo en su vida, no es una acción obligatoria, es una acto de renovación, bondad, amor y fe, que debemos demostrar no solo a Dios sino al prójimo.cuales son las obras de la misericordia

Tipos de Obra misericordiosa

Habíamos explicado que las acciones se clasifican en dos tipos, las obras de misericordia corporales y espirituales, cada una establece siete formas de proceder en la bondad y el amor, sin embargo existen otras obras de misericordia que poco a poco iremos describiendo, por el momento veamos las principales.

Obras de misericordia corporales

Son obras que se realizan en función de ayudar a las personas de manera física, prestando atención y apoyo a los más necesitados, Las siete obras de misericordia las establece quien realiza una descripción donde establece lo siguiente:

“Cuando venga el Hijo del hombre, rodeado de su gloria, acompañado de todos sus ángeles, se sentará en su trono de gloria. Entonces serán congregadas ante él todas las naciones, y él apartará a los unos de los otros, como aparta el pastor a las ovejas de los cabritos, y pondrá a las ovejas a su derecha y los cabritos a su izquierda.”

“Entonces dirá el rey a los de derecha: ‘Vengan, benditos de mi Padre; tomen posesión del Reino preparado para ustedes desde la creación del mundo; porque estuve hambriento y me disteis de comer, sediento y me disteis de beber, era forastero y me hospedasteis, estuve desnudo y me vestisteis, enfermo y me visitasteis, encarcelado y fuisteis a verme.”

“Los justos le contestarán entonces: Señor, ¿cuándo te vimos hambriento y te dimos de comer, sediento y te dimos de beber? ¿Cuándo te vimos de forastero y te hospedamos, o desnudo y te vestimos? ¿Cuándo te vimos enfermo o encarcelado y te fuimos ver?”

“Y el rey les dirá: Os aseguro que, cuando lo hicisteis con el más insignificante de mis hermanos, conmigo lo hicisteis. Entonces dirá también a los de la izquierda: Apartaos de mí, malditos; id al fuego eterno, preparado para el diablo y sus ángeles; porque estuve hambriento y no me disteis de comer, sediento y no me disteis de beber, era forastero y no me hospedasteis, estuve desnudo y no me vestisteis, enfermo y encarcelado y no me visitasteis.”

“Entonces ellos le responderán: Señor ¿cuándo te vimos hambriento o sediento, de forastero o desnudo, enfermo o encarcelado y no te asistimos? Y él les replicará: Os aseguro que, cuando no lo hicisteis con uno de aquellos más insignificante, tampoco lo hicisteis conmigo. Entonces irán éstos al castigo eterno y los justos a la vida eterna.

Las obras de misericordia corporales, están basadas en una larga lista de acciones descritas por Jesucristo cuando relaciona todo lo referente al juicio final, se considera que cada acción relacionada con la bondad hacia los más necesitados, comenzará entonces a establecerse  a establecer en la Iglesia como las obras de misericordia más importantes, veamos cada una.

cuales son las obras de la misericordia Dar de comer al hambriento

Es una forma de otorgar gracia divina a quienes padecen hambre, todo ser humano tienen el derecho a la comida, y para Dios cada uno debería tener todos los días algo que comer, la ayuda que  cada  católico debe otorgar a los más necesitados, establece como prioridad considera el hambre de otros una forma de búsqueda para sobrevivir.

Jesucristo muchas veces decía en sus viajes alguna, metáfora o indicación con respecto a los pobres y el hambre:

“El que tenga dos túnicas que las reparta con el que no tiene; el que tenga para comer que haga lo mismo»

Dar de beber al sediento

Al igual que la primera obra de misericordia, la sed es un elemento que puede perjudicar la salud de cualquier persona y más aún cuando éstas, carecen de las sencillas formas de necesidad básica, como la sed como consecuencia de la falta de agua, esta acción es una de las más importantes y Jesús la relaciona con el hambre  en la biblia cuando habla de quitar el hambre también establece calmar la sed.

La relación de la sed está catalogada no sólo como la ausencia de agua, en términos espirituales se establece como la carencia o limitación de criterios de fe, donde calmara significa otorgar agua de vida que puedan llenar y saciar el alma espiritual de los humanos.

Dar posada al peregrino

El recibir a una persona en casa significa algo riesgoso, cuando existe alguna duda c respecto a esta obra de misericordia. Hace siglos y durante la época de Jesús alojar a muchos viajeros que venían de diferentes lugares representaba un acto de caridad, sin embargo algunas personas salieron dañadas debido a que al no tener garantía de la sobriedad de los viajeros habían sido robadas e incluso mujeres violadas.cuales son las obras de la misericordia

El brindar apoyo a los peregrinos establece para los católicos una forma de dar alojamiento y apoyo a la causa cristiana, en muchas comunidades cristianas el apoyo a grupos de católicos que visitan otros países se organizan con el objeto de dar alojamiento en diversos lugares cercanos donde se realice la peregrinación.

Esta obra de caridad es un poco complicada llevarla cabo hoy en día, las condiciones sociales han cambiado totalmente, en tiempos pasados dar alojamiento a viajeros representaba un asunto de vida o muerte. Los hermanos cristianos que  viajan por el mundo peregrinando la palabra y el catolicismo, la ayuda para las misiones pastorales debe ser otorgada sin cobrar nada cambio. En la antigüedad el dar posada a los viajeros era un asunto de vida o muerte.

Si te toca algún día dar alojamiento a una persona que de verdad lo necesite, analiza primero si esa persona viene con acciones de buena fe, sino es difícil hacerlo y no arriesgar la vida, solo a familiares y amigos conocidos pueden optar hoy en día dar alojamiento, como un acto de misericordia y necesidad.

Vestir al desnudo

Esta obra de misericordia se considera una acción donde el que la solicita está pasando por una situación de necesidad básica. El vestido forma parte de la evolución social del ser humano, la ropa como tal ha tenido diversos cambios a través de los años, para protección contra el clima y la intemperie, así como un artículo para verse mejor.

Sin embargo el vestido, la ropa y la indumentaria, sirven sencillamente como una necesidad de protección humana donde cada persona debe contar con una vestimenta respectiva. EN la actualidad es importante demostrar esta obra de misericordia, entregando ropa que ya no use, a lo sitios donde se recolecta la misma.

La Iglesia católica cuenta con muchos lugares sobre todo capillas y las propias iglesias que reciben ropa usada con el objeto de entregarla a personas que  verdaderamente la necesitan, este acto de bondad, son voluntario y ha sido una de las formas de misericordia

Al momento  de entregar nuestra ropa es bueno pensar que podemos dar de lo que nos sobra o ya no nos sirve, pero también podemos dar de lo que aún es útil. Corporal establecida por Jesús. La carta de Santiago establece una descripción bastante interesante:

“Si un hermano o una hermana están desnudos y carecen del sustento diario, y alguno de vosotros les dice: Id en paz, calentaos o hartos, pero no les dais lo necesario para el cuerpo, ¿de qué sirve?”

Visitar al enfermo

Es una de las obras de misericordia más hermosas, estar presente al lado de un ser humano que padece una enfermedad,  todos sabemos los complicado que resulta estar inactivo y sufrir dolencias, así como estar limitado para realizar movimientos y no llevar una vida normal, vine se por algún tipo de deficiencia genética y patogénica o por algún accidente

En esos momentos se requiere de una compañía bastante noble y apacible, donde se converse y se ayude al paciente durante su padecimiento, la misericordia con pacientes en estado de enfermedad terminal es vital, para ayudarlos a librar su espíritu de maldad y entregarlos a las puertas de Dios.

Jesucristo curó miles de enfermos a quienes solamente les pedía que tuvieran fe, ya que para él, era la única forma en la cual cualquier enfermo podía salir de su padecimiento, la bondad para cuidar a los enfermos está considerada un acto de fe en mayor grado, en el mundo existen diversas congregaciones de caridad dedicadas únicamente a fortalecer y ayudar a los enfermos.

Recuerda que si tienes algún familiar enfermo, dedicarle algunos días para estar a su lado, ayudarle y ofrecerle todo lo necesario para disminuir su padecimiento, nunca está demás estar acompañando a una amigo o familiar que padece alguna enfermedad.

Visitar a los presos

Aunque en la actualidad resulta complicado asistir a una cárcel con el objeto de dar  apoyo y cobijo a una recluso, siempre es importante está pendiente de sus necesidades, sobre todo para apoyarlo mental y espiritualmente, de manera que sirva de ayuda y aprendizaje para mejorar como persona y enmendar sus errores.

La ayuda a los encarcelados  comienza desde el momento en que el propio recluso  acepta recibir la visita y luego acepta la necesidad de recibir ayuda, en ese momento el trabajo de todo buen católico es llevarlo a la gracia de Dios, quien es el único encargado de proveer las herramientas espirituales con las cuales saldrá adelante en la vida.

En otros tiempos esta acción se dirige a la liberación de esclavos y secuestrados, quienes en tiempos del imperio romano, vivían situación inhumana considerable, muchos Santos dedicaron su vida  la protección y ayuda de los encarcelados.

Enterrar a los difuntos

Aunque parezca irónico, después que Jesús murió no tenía un lugar donde sepultarlo, sus amigos José de Arimatea y Nicodemo  fueron los que prestaron un lugar para enterrarlo, pero como todos sabemos momentáneamente, porque el Mesías tres días después había resucitado.

Todo fallecido merece una sepultura digna, los seres humanos como hijos de Dios están en la obligación de ofrecer sin importar raza, credo o condición social un entierro digno a cada persona. No obstante aparte de ser una tradición cultural religiosa, también es un acto de salubridad, sobre todo en las guerras, donde la sepultura a los soldados caídos era sumamente necesaria.

Como  todos sabemos los cuerpos al comenzar a descomponerse pueden causar infecciones y enfermedades. Estos entierros se hacían a través de incineraciones en masa donde los cuerpos después de darles algún tipo de bendición procedían a cremarlos en grupos.

No es necesario hoy en día colocar a los muertos debajo de la tierra, existen procedimientos diversos donde cada persona y sobre todos los deudos, deciden la forma de cómo llevarán a cabo la sepultura del familiar o amigo. Lo importante es que por dignidad humana y sencillamente por ser hijos de Dios, cada persona merece una sepultura acorde con su condición.

Estas obras corporales no tienen un orden específico, no están categorizados ni se catalogan como más importantes una de otra, en conjunto representan acciones de obras de misericordia que todo católico y persona respetable puede realizar para con sus hermanos.

Obras de misericordia espirituales

Estas obras de misericordia se diferencian de las anteriores ya que son intangibles, están representadas por acciones con el objeto de aliviar emociones, mejorar caracteres, corregir conductas etc. Los católicos llevan siempre una obra de misericordia espiritual de su lado, piensan todo el tiempo en cual puede realizar cada día.

Un consejo a un joven que se encuentra en malos pasos representa una obra de misericordia, corregir a un niño que está actuando de una manera desordenada es un acto de misericordia espiritual, de en forma ayudamos a los que verdaderamente lo necesitan.

Por su parte las obras de misericordia espiritual establecidas por la Iglesia y tomadas de una cantidad de obras realizadas por Jesús plasmadas en el libro sagrado, estas enseñanzas de Jesús representan la guía básica para su acción.

Enseñar al que no sabe

Este tipo de misericordia se enmarca dentro de las acciones que deben estar cargadas humildad, cuando una persona desconoce de lago, le resulta difícil enfrentar el aprendizaje, por situación de temor a la burla o el desprecio, la ignorancia es un mal, es una condición de limitación, donde la persona no tuvo los medios para obtener información de algún tema o situación.

Los católicos deben afrontar la enseñanza de valores espirituales a todo aquel que desconozca realmente cual es el valor de la vida con Dios, tómate tiempo para dedicar unos minutos  con el objeto de enseñar a alguien a que pueda comprender algún tema o situación, es de bondad espiritual.

Los medios para ese aprendizaje pueden ser muy diversos, las personas deben actuar en función de lo que mande su corazón, intentar  comprender la situación de la otra persona (Empatía) es lo que permite establecer la ayuda necesaria.

El libro de Daniel explica lo siguiente: “Los que enseñan la justicia a la multitud, brillarán como las estrellas a perpetua eternidad”, esta condición de tener la voluntad para enseñar es una bendición de Dios, poder crear acciones que ayuden a  cualquiera a salir del mundo de la ignorancia, y sobre todo la espiritual siempre es bien recompensada por el creador.

Dar buen consejo al que lo necesita

Para este tipo de obra de misericordia, hay que tener mucho tacto observación, las personas que buscan un consejo o ayuda generalmente lo solicitan, muchas veces resulta que se dan consejos a las personas que no lo necesitan, por lo tanto se pierde el sentido de la obra de misericordia.

El espíritu santo otorga este don con la finalidad de establecer conexión directa con Dios, no es sencillamente dar opiniones propias, es establecer una relación entre el problema o situación de la persona y unirlas con las virtudes divinas, de manera que se pueda orientar hacia las cosas buenas y llenas de valor.

Uno de los dones del espíritu Santo es el don de consejo. Por ello, quien pretenda dar un buen consejo debe, primeramente, estar en sintonía con Dios, ya que no se trata de dar opiniones personales, sino de aconsejar bien al necesitado de guía.

Corregir al que se equivoca

Cuando una persona entra en pecado, resulta importante que de manera discreta se le haga saber de su equivocación, es bueno que no se haga notar la corrección delante de otras personas, corregir es un acto de voluntad un tanto delicado,  muchos pecan por desconocimiento, y en ocasiones las acciones que realizan son consideradas por la propia persona como válidas y buenas.

Cada ser humano considera dentro de su mente que está haciendo el bien, que tienen derechos sobre otros porque así lo decide su propia voluntad, pero estas personas no toman en cuenta que existen patrones especiales otorgados por Dios.

En ellos se encuentra determinada la Justicia, la bondad, la rectitud y una lista enorme de virtudes, que rigen los comportamientos. La corrección que realizan los cristianos se establece dentro de una forma única de virtudes divinas donde cada acción está determinada con la finalidad de hacer el bien.

En el caso de la familia, es importante valorar  cada miembro y establecer los niveles de corrección en función de Dios, Mateo explica cómo Jesús describe este proceso:

“Si tu hermano peca, vete a hablar con él a solas para reprocharle. Si te escucha, has ganado a tu hermano”.

La corrección que se hace al prójimo debe ser realizada con mansedumbre y humildad, aunque cueste hacerlo es importante ya que los valores de Dios deben prevalecer para evitar inconvenientes.

Perdonar al que nos ofende

Considerado como una virtud especial, el perdón resulta una obra de misericordia que contiene un alto nivel de capacidad espiritual, para cualquier ser humano que no comulga con el cristianismo u otra corriente espiritual, es sumamente difícil establecer el perdón hacia otra persona, y más aún si ha existido una ofensa.

Esta condición se encuentra básicamente cuando rezamos el padrenuestro: “Perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden”, Jesucristo complementa diciendo: “si perdonáis las ofensas de los hombres, también el Padre Celestial os perdonará. En cambio, si no perdonáis las ofensas de los hombres, tampoco el Padre os perdonará a vosotros”

La sabiduría de Jesús sobrepasa los límites de inteligencia de cualquier hombre, con palabras  sabias y básicas, ayudaba a muchos a entender su palabra: Los católicos entienden que perdonar significa  superar y eliminar de sus pensamientos la venganza y el resentimiento, la mejor lección hacia quien nos ofende es el trato amable.

Muchas veces estas conductas son tomadas por el que ofendió como debilidad del ofendido, sin embargo, la nobleza natural con la que  cuenta el ser humano, y otorgada por Dios, permite establecer la reflexión en cada hombre, de manera que llega al arrepentimiento por haber causado la ofensa.

El perdón es individual, es una decisión de cada  ser humano, las virtudes de cada uno, permiten considerar la forma de perdonar a quien ofende, es una capacidad espiritual muy difícil de desarrollar, únicamente se logra buscando a Dios.

Jesús perdono a todos los que intentaron dañarlo e incluso en este pasaje de la Biblia se aprecia una gran demostración de perdón: “Ahora pues, no os entristezcáis ni os pese el haberme vendido aquí; pues para preservar vidas me envió Dios delante de vosotros”

Pero el perdón más inmenso que se haya escuchado, fue cuando Jesús dijo: “Padre, perdónalos, porque no saben lo que hacen”.

Sufrir con paciencia los defectos del prójimo

En el mundo existen muchas personas que tienen desventajas de  tipo corporal, mental y material, también las más afectadas son las que cuentan con las deficiencias de tipo intelectual y espiritual, en esos casos es importante utilizar estrategias más integrales con respecto a la acción.

Es decir, es importante mantener la discreción y tratar de colocarse en el propio lugar de la persona para poder comprender y entender cómo se puede llevar una vida con limitaciones, existe un consejo muy útil que se usa y dice así:

“Cuando el soportar esos defectos causa más daño que bien, con mucha caridad y suavidad, debe hacerse la advertencia.”

Los defectos no son una enfermedad, puede ser que provenga de limitaciones naturales o causales, pero en su mayoría son imperfecciones que cada persona adquiere en su vida y en otros casos nacen con ellas, se debe tomar esa situación con naturalidad, de manera que el perjudicado pueda desarrollar espacios  agradables y a su vez sentirse integrado en este mundo.

Consolar al triste

No hay mejor adicción que sentarse al lado de alguien que se encuentre triste y darle un abrazo, luego escuchar el motivo de su tristeza y posteriormente otorgarle unas palabras de aliento,

la tristeza es una condición que se forma cuando los valores y situaciones crean desconcierto y frustración , las metas  son obstruidas y crecen las limitaciones espirituales; La tristeza puede provenir de diversas formas, por la pérdida de un familiar, una relación sentimental destruida,  un negocio frustrado, en fin cualquier situación adversa puede llevar a la tristeza.

El consejo al triste, representa una obra de misericordia  importante, el acompañamiento necesario ayuda a l triste a sentirse un poco mejor, la Biblia expresa una forma de cómo la tristeza puede ser corregida, y mostramos el caso del hijo de Naim veamos:

“Cuando se acercaba a la puerta de la ciudad, sacaban a enterrar a un muerto, hijo único de su madre, que era viuda, a la que acompañaba mucha gente de la ciudad. Al verla el Señor, tuvo compasión de ella, y le dijo: No llores. Y, acercándose, tocó el féretro. Los que lo llevaban se pararon, y él dijo: Joven, a ti te digo: Levántate. El muerto se incorporó y se puso a hablar, y él se lo dio a su madre.”

La resurrección en otras personas que Jesús utilizaba , servía para aliviar directamente la tristeza, la muerte es un elemento que ocasiona mucha tristeza, pero el tiempo es la medicina, cada uno de esos elementos fueron creados por Dios, como una forma de mantener los sentimientos del hombre estables, sin la tristeza no existiera la felicidad.

Orar por los vivos y muertos

Uno de los discípulos de Jesús, Pablo recomendaba orar por todos, sin importar la distinción, así como orad por los gobernantes y personas de razonabilidad en el poder. La oración tiene un poder que hasta ahora pocos  conocen, es una energía, una fuerza de Dios que permite lograr objetivos tangibles en la vid.

Cuando una persona fallece es importar orar por su alma, los muertos que se encuentran en pena dependen de nuestras oraciones, se considera una buena obra de misericordia, con el objeto de liberarlos de sus pecados.

Los efectos de las obras

Los efectos de hacer buenas obras de misericordia implica en quien la realiza recibir la gracia y las bondades de Dios, Jesús dijo: “Dad, y se os dará”. De manera que con las acciones se lleva a cabo la voluntad de Dios, si  se da que nos pertenece, bien sea material o no, siempre recibiremos algo que se necesite.

Las obras de la misericordia ayudan a borrar paulatinamente las penas que van  quedando en nuestra alma por la acción de los pecados ya perdonados, de manera que las buenas acciones activan elementos que van dejando a un lado las penurias.

Cuando Jesús dijo: “Bienaventurados los misericordiosos, pues ellos alcanzarán misericordia”, sencillamente está diciendo que los efectos de una buena acción se recompensan con la misma acción, ser misericordioso ayuda elevar el espíritu y permite lograr niveles de  plenitud y bienestar en la vida.

Cada buena acción permite abonar el camino para llegar al cielo, mientras más intentamos parecernos a Jesús más será nuestra sabiduría espiritual, la actitud hacia otras personas que necesitan de nosotros, determina el cambio en la vida, en la espiritualidad y sobre todo en el entorno. Asimismo tener claro cuántas son las obras de  misericordia

Jesús demostró que a través de la misericordia se consiguen bondades directas de Dios y dice

“No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín corrompen, y donde los ladrones minan y hurtan; sino haceos tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el orín corrompen, y donde ladrones no minan ni hurtan. Porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón”.

¿Quién hace las obras?

Todo ser humano tienen la capacidad y la voluntad para llevar a cabo las obras de misericordia, algunos no han descubierto para que realmente se establece la vida, Dios a través de muchas obras de bondad ha creado la sabiduría, la cual es simplemente el reflejo de hacer el bien hacia otros, en sus diversos aspectos, espirituales y materiales.

Mucho se ha escrito con respecto a la misericordia, el Papa Francisco convocó hace poco a todos los católicos al año “Jubilar de la Misericordia”, realizó una serie de recomendaciones, que establecen lo siguiente:

  • Desarrollar  la mayor eficiencia en las obras de misericordia.
  • Dedicar parte del tiempo diario en ayudar a los más necesitados
  • Solicitar a la Iglesia, capillas y otros lugares espirituales os espacios para dar de comer, vestir y recibir a los enfermos y más necesitados.

Informar a todo los fieles que estén dispuesto a apoyar al santo padre con el objeto de llevar a cabo esta misión.

Los católicos deben tener en cuenta que una de las misiones más importantes en su vida, es saber cuántas son las obras de misericordia que están en capacidad de realizar a lo largo de su vida; por eso la Iglesia se plantea sobre la necesidad de crear la contemplación del misterio de la misericordia en las misas, se considera fuente de gozo y alegría,  ayuda a conseguir l paz y la serenidad.

La misericordia es el último acto en la cual Dios viene a nuestro encuentro, es la ley fundamental que habita en el corazón de todo ser humano, es el camino que une a Dios y el hombre, permite abrir el corazón a cualquier persona que desee ser amado por la bondad de Dios, y amerita llegar a l límite para perdonar nuestros pecados.

Si deseas conocer más sobre este y otros temas visita nuestro blog  haciendo clik en los siguientes enlaces:

Oración al Señor de la Misericordia Para Pedir un Favor

 Oración del desespero para atraer a un hombre

Oración Cristiana por los Hijos 

 

 

(Visited 664 times, 1 visits today)

Deja un comentario

DARIO